Ilustración para BackCouture

Esta colaboración me hace especial ilusión porque BackCouture es una de las marcas españolas que más me gusta, por su alma y magia en cada prenda y también porque cuando Ibone, la diseñadora y cabeza tras la marca, me contactó para contarme acerca del proyecto, me enamoró aún más: prendas ilustradas y bordadas, en las que ilustradoras transmiten a través de su trabajo y de manera libre, su visión sobre el universo femenino.

Tener la oportunidad de hablar de mujeres para mujeres, a través de prendas cuidadas con mimo y elaboradas éticamente, me pareció maravilloso. La feminidad, el feminismo y todo lo que agrupa ser mujer, es un tema que me apasiona y además, tuve libre camino para ilustrar (me encanta la confianza que te dan algunas marcas para crear).

Pues bien, qué es ser mujer? Lo primero que se viene a la cabeza son datos biológicos, senos, vagina, manos, clítoris, ovarios, menstruación y corazón. Pero más alla de lo físico, mujer es un ser mágico, un ser que ha tenido que luchar desde siempre por ganarse un puesto en la sociedad, por alzar la voz, por poder trabajar en lo que realmente le gusta, por ser respetada y valorada, por ser igual a el. Mujer es un ser que sangra una vez al mes para limpiar su cuerpo y renovárlo para contener la vida. Mujer es sostener la mano de otra mujer y salir a la calle a gritar que juntas somos más y que no queremos más violaciones y muertes. Ser mujer es ser femenina y a la vez masculina, ser dulce y ser fuerte, ser tranquila y ser tenaz, llorar y gritar, pensar y hacer, soñar y vivir, ser pasional. Ser mujer es abrazarte cada día y darte otra oportunidad, es tener un corazón enorme para ir tras tus sueños y no dejar que nadie lo pisotee, pase lo que pase A mí me encanta ser mujer, me abrazo, me leo, me siento, me sonrio, me mimo y me conecto con la naturaleza.

Dicho esto, quiero enseñarles un poco, el proceso para llegar a la ilustración final:

sketchbook
sketchbook

Primera lluvia de ideas.

bocetoYo_Backcouture.jpg
bocetoYo_Backcouture2.jpg

Bocetos.

Yo_Backcouture_paletacolores.jpg
Yo_Backcoutureprueba.jpg

Paleta de colores.

Yo_Backcouture4.jpg
Yo_Backcouture3.jpg

Cambiamos algunos elementos y detalles para que la composición fuera más dinámica y para que quedaran bien en el bordado. Sacrificamos muchos puntos!

Y este fue el resultado final. Una ilustración llena de simbolismos con la intensión de realzar y evocar el significado de ser mujer, para una prenda mágica y única de BackCouture. Te gusta?

Si quieres ver más fotos de la prenda y/o adquirir una de las bonitas bomber que se hacen a pedido, por el tiempo que requiere bordar en un taller artesanal cada prenda, este es el link de Back Couture!

Si quieres ver la ilustración más grande este es el link de mi portafolio web!

backcouture
backcouture bomber

Encontrando tu estilo

Pasé la mayor parte de la universidad y años siguientes tratando de buscar un estilo propio, un estilo para ilustrar con el que me pudiera expresar y sentir cómoda, en el que pudiera poner las reglas del juego y decidir como quería que fueran los personajes, los espacios, las paletas de colores, los detalles, la composición, etc.

Al principio no tenía ni idea de nada, simplemente sabía que quería dibujar porque desde pequeña hacia doodles en cualquier soporte que me encontrase, pero como en la universidad veíamos un poco de todo, pues experimenté con muchas técnicas, rotuladores, boligrafos, lápices, collage, acrílicos, digital, acuarelas, grabado y plumilla y tinta china, las dos últimas fueron técnicas que me ayudaron a encontrar parte de mi estilo; con la plumilla descubrí que me gustaban las lineas finas, la soltura y el movimiento orgánico que me permitía esta herramienta y con el grabado en metal me di cuenta que tenía la paciencia para el puntillismo y los pequeños detalles con puntos y rayas pequeños.

Ilustraciones desde el 2004 al 2014.

Luego vino la parte de investigación, mirar mucho en blogs, libros ilustrados, ir a exposiciones y seguir a ilustradores (as), artistas y diseñadores (as) cuyo trabajo me inspiraba. Con esto trataba de buscar qué era lo que me gustaba de esos trabajos, las proporciones de los personajes, la forma en que estába compuesta la ilustración, la paleta de colores, etc, e intentaba hacerlo yo, a mi manera, practicaba y practicaba para saber qué funcionaba para mí y cómo podía encontrar esa armonía en la que los trazos salieran naturales, fluyeran y me sintiera feliz con el resultado.

Mi primer trabajo de ilustración fue para una editorial y fue un popurrí de estilos, entre lo que me imaginaba y me salía natural, mezclado con elementos y personas que copiaba de fotos que hacia y de ideas que veía que hacias otros ilustradores. El siguiente fue un poco de lo mismo, pero decidí no hacer fotos e inventarme yo los personajes, ya que la historia que iba a ilustrar me inspiraba mucho. Luego comencé a hacer ilustraciones sueltas, para producto y volví a la fotografía como referente.

En el 2014 me rompieron el corazón, ya me lo habían roto antes, pero esta era de esas historias que recoges las partecitas, una a una y las tratas de unir. Fue la época en la que descubrí la ilustración como terapia (que es algo de lo que me gustaría hablar en otro post, si estas interesada (o) por favor decirmelo!). Compré libretas para hacer diarios dibujados, las llevaba a todas partes junto con un rotulador de punta fina y dibujaba lo que sentía, lo que vivía, lo que estaba pensando y lo que soñaba, y fue en esos diarios que encontré mi estilo propio. Si iba a reuniones con amigas, museos, viajes o un parque, dibujaba y luego llegaba a casa y recortaba algunas letras o texturas que me gustaban y terminaba la composición. Así fue con la segunda, tercera y cuarta libreta, hasta que comencé a soltar la mano y dibujar sin pensar tanto. Al final me encontré con dibujos con los que me sentía completamente cómoda, libre y feliz con lo que hacía. Hoy en día sigo dibujando en esas libretas , solo que ahora utilizo más el color!

Ilustraciones de mis diarios y libretas.

Ilustraciones del 2012 al 2018.

* Algunos tips que puedo darte para encontrar tu estilo:

  1. Cuando estas en la busqueda de un estilo propio, es necesario tener un punto de partida y comenzar a buscar inspiración. Trata de encontrar qué es lo que te gusta y te llama la atención de tus artistas e ilustradores (as) favoritos (as) e intenta imitarlo a tu manera.

  2. No hay nada de malo en copiar al principio (OJO! hablo de copiar o calcar un elemento o una persona en una fotografía, no una ilustración o un dibujo), pienso que cuando estas comenzando y no tienes idea de qué hacer o cómo hacerlo, una de las maneras es intentar copiar algo o varias cosas diferentes y unirlas para tratar de crear una ilustración. Por ejemplo, has hecho una foto de una amiga tuya y una flor, luego la de un perro, pues intenta unir todos esos elementos, cópialos si quieres e intenta crear una composición con esos elementos.

  3. Venga, no copies más! Intenta dibujar lo que ves de una manera libre, no te tiene porque quedar tal cual a como lo ves, pero tu intentalo!

  4. Esto es de dibujar todos los días y practicar mucho, así puedes experimentar, jugar un poco y darte cuenta con qué te sientes cómoda y con que no. Si puedes tener una libreta pequeña y llevarla contigo siempre, mucho mejor!

  5. Explora con muchas técnicas, algunas técnicas también ayudan a encontrar algo de ese estílo que te hará sentir libre. Si te sientes bien con varias técnicas a la vez pues juega con ellas, extrae de cada una lo que más te gusta. En mi caso me gusta mucho la mancha de la acuarela y las tintas, pero también me gusta mucho poner detalles con rotuladores finos, y a veces me gusta poner recortes de palabras o de alguna textura. Juega y deja libre la imaginación. Si no te gusta como ha quedado el primero, es solo una prueba, sigue con el segundo y el tercero, no importa que al principio no te guste nada de lo que hagas, esto es un proceso y un aprendizaje diario.

  6. Algunas de mis alumnas me han dicho que sienten que no es bonito lo que han hecho. Con el tiempo y la práctica diaria vas encontrando la manera de hacer que lo que te gusta sea bonito para ti. Que no le tiene que gustar a todo el mundo! Te debe gustar a ti! A mi por ejemplo me gustan esos personajes deformes, cabezones o con brazos raros, con 4 dedos, un poco inventados, pero me resultan bonitos.

  7. Dibuja mucho, sin pensar tanto al principio en si te gusta, si te está quedando bien. Dibuja, practica y sé constante, es la única manera de encontrar un estilo propio.

  8. Pueda que de aquí a diez años cambies tu estilo porque descubras nuevas cosas que te gusten, creo que el estilo no está totalmente definido, lo construimos diariamente, pero dibujar constantemente te ayuda a encontrar un punto de partida!

Espero que te haya servido de algo lo que he dicho, no soy una experta en el tema y te hablo desde mi experiencia.

Gracias por leerme y feliz día!